Joyas de leche materna: ¿Pero qué me estás contando?


El origen de este post está en una conversación que tuve con la sister y que fue algo tal que así:

.
– Sister: ¿Has oído hablar de los collares de leche materna?
+ Tita Pank: ¿De lactancia? Claro, para que se agarren los niños mientras maman…
– Sister: No, de lactancia no, de leche. Colgantes hechos de leche.
+ Tita Pank (con cara de WTF y ceja subida rollo Sobera): ¡¿Colgantes hechos de leche?!
– Sister: Sí, joyas hechas con leche materna. A mi me haría ilusión tener una, se ve que hay una joyera en Barcelona que las hace…
+ Tita Pank: ¡¿Pero qué me estás contado?!

.

Y enseguida me puse a investigar sobre las joyas con leche materna porque no podía imaginarme que eso se le hubiera ocurrido a alguien. ¡No todo está inventado señoras!

Así que lo que hoy os traigo es información sobre esta moda/tendencia en joyería que está arrasando entre las maeres del mundo.

Si te parece algo raro, creepy, excéntrico o incluso asqueroso… te animo a seguir leyendo y cuando llegues al final del post me cuentas si has cambiado de opinión. Y si te parece algo genial, también deberías seguir leyendo, eh…

.

Las joyas de leche materna son collares, pulseras, anillos… que contienen leche materna tratada que, al mezclarla con resina, se solidifica. Sirven para recordar de una manera especial y original el período de lactancia, la unión con el bebé, la maternidad en general…

La moda surgió en EEUU hace varios años y, aunque hay polémica sobre quien la creó primero, Hollyday Designs dice ser la creadora original desde 2002.

En España estas joyas han llegado en 2016 de la mano de Begoña Prats, joyera mallorquina afincada en Barcelona y conocida por sus Apps de Baby-Led Weaning y su próximo libro Baby-Led Weaning: 70 recetas para que tu hijo coma solo.

He tenido la suerte de poder skypear con Begoña para que me explicara mejor qué es eso de las joyas maternales y me he encontrado con una persona muy sensible, emocional y cercana. Lo siento si esto suena a peloteo, pero es que solo hay que hablar con ella un rato para ver que es de buena pasta.

Ex-Pank, madre y emprendedora, ella ha sido la primera española en elaborar estas joyas maternales desde su taller artesanal, y eso que empezó casi por casualidad tras las peticiones de algunas madres en foros de maternidad.

Después de investigar y dar con la mejor fórmula, a finales de 2016 abrió los pedidos online, que la desbordaron, no se esperaba tan buena acogida. Por suerte, ahora cuenta con la ayuda de Sonia Canal, quien gestiona los pedidos y las redes sociales.

Begoña reconoce que este tipo de joyas son algo nuevo y entiende que haya personas a quienes no les guste. Me confiesa que en los inicios del proyecto le parecía algo muy bonito pero, a la vez, muy friki y me cuenta que el servicio de mensajería que recoge la leche en casa de las mamis se asombró al principio, aunque tras el impacto inicial, lo vieron precioso.

Tengo la oportunidad de crear joyas únicas y que significan tanto… Para mí es el mejor trabajo del mundo. Llevo solo 8 meses y estoy muy agradecida. Estoy feliz de haber encontrado una manera de comunicarme con mamás a través de la joyería. Es un trabajo con el que me siento muy honrada. Además ahora también hay papás que se animan a pedir una joya para sus mujeres y eso me emociona mucho.

Y es que el trabajo artesanal hace que un artista se implique con la pieza que está creando y eso mismo le pasa a Begonya con sus joyas, conoce las historias que se esconden detrás de cada pieza y da un trato cercano y personalizado.

Hay historias de lactancias muy difíciles o incluso madres que han perdido a sus bebés… Cuando hago una joya estoy pensando en su historia y estoy agradecida porque confíen en mi para crear un recuerdo de esa etapa tan dura. Es por eso que también hago joyas con pelito y con cordón umbilical, para que las mamás que no puedan proporcionar la leche, tengan un recuerdo igualmente.

.

¿Cómo te has quedado después de leer el post? Ahora que conoces más sobre las joyas maternales y las historias y el trabajo que hay detrás de ellas… ¿Te sigue pareciendo creepy/raro?

Yo lo encuentro precioso y doy las gracias a Begoña por su tiempo y por regalarme una conversación de casi dos horas con total confianza, como si nos conociéramos de toda la vida.

.

Aviso para navegantes: Este NO es un post patrocinado. Me gustó el producto por su novedad, creatividad y emoción y quise compartirlo con la comunidad Pank.

.


Este post se podría haber titulado:

  • ¿Pero qué leches es esto?
  • Disculpe, hay leche en mi collar.
Photos by: Begonya Prats

3 comentarios en “Joyas de leche materna: ¿Pero qué me estás contando?

  1. Acabo de descubrir el blog ahora mismo y tras "bucear" me doy cuenta de lo certera que es la expresión "no te acostarás sin saber una cosa más". En unos minutos descubro lo que es ser "pank" y este post con un tipo de joyería increible.
    ¡¡¡ Este blog es una maravilla en cuanto a información !!! Mi hija tiene una tita "pank" y no lo sabía…
    Enhorabuena por este post y los demás que pienso leer en cuanto antes, ahora mismo siento que me estoy perdiendo algo si no me pongo con ello ya!!! .
    Cordial saludo.

    1. Muchas gracias por tus palabras!
      Así da gusto escribir un blog 🙂
      Me alegro de que tengas una tita pank en la familia, dile que se una a la comunidad siguiéndonos en las redes 🙂
      Gracias de nuevo!!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *